sábado, 15 de mayo de 2010

Cómo emocionar en 30 segundos

En negocios, existe un término llamado: Elevator Speech (conversación de ascensor). Se trata de relatar en treinta segundos, lo que suele tardar un ascensor en unas grandes oficinas, una idea comercial o empresarial a un directivo que pueda invertir en ella. La gracia es que sólo tienes el tiempo justo antes de que el señor del dinero salga por la puerta del ascensor, del cual no puede huir.

Resumir en treinta segundos una idea de negocio no es tarea fácil. Todos sabemos lo de la introducción, nudo o desarrollo y desenlace o conclusiones. Y si además has de conseguir convencer a alguien para que te dé dinero al finalizar el tiempo. ¡Eso sí es tarea difícil!

Aunque parezca mentira, el sistema de presentación Elevator Speech es muy utilizado en empresas de capital riesgo y por parte de grandes inversores. De esta forma, pueden oir muchas ideas en poco tiempo e invertir en aquellas que les convenzan, aplicando la máxima de que de 10 proyectos que se ponen en marcha, 2 serán un éxito. Vamos, que interesa "tragarse" unos 100 Elevator Speech (30x100=3000 segundos, una hora aproximadamente) para quedarse con 10 ideas y triunfar con dos negocios. Como se trata de su dinero, no voy a hacer más comentarios.

A donde yo quería llegar es que, curiosamente, los anuncios de televisión también duran unos treinta segundos. En ese tiempo pueden conseguir muchas cosas, pero lo más difícil es emocionar. Y para mí, emocionar quiere decir: que merece la pena volverlo a ver, que me ha llegado, que he aprendido algo, que me gusta la idea,... en definitiva, como diría mi inversor del ascensor: ME LA QUEDO !!

Os dejo un ejemplo:


lunes, 10 de noviembre de 2008

Obama vs McCain

La verdad es que después de tener que aguantar tantas noticias sobre las elecciones a la presidencia de los Estados Unidos, creo que me he ganado cierto derecho a votar en ellas.

Dedicar tanto tiempo a lo que ocurre en la otra parte del planeta quiere decir una de dos: que realmente es importante conocer lo que se cuece allí o que lo que se cuece en tu entorno no tiene el más mínimo interés.

En este caso ambos aspectos coinciden.

Volviendo a mi intención inicial, desarrollaré un objetivo plan para decidir mi voto. Comparemos los candidatos en los aspectos más relevantes de sus PROGRAMAS ELECTORALES. Para ser transparentes, nombremos a los dos canditatos: X, Y.


Menudo rollo. Vamos a examinar otros aspectos también determinantes para los electores estadounidenses:


La verdad es que, después de esta exhaustiva investigación, sé más cosas de los candidatos estadounidenses que de los de mi país. Y estoy seguro, que proximamente voy a descubrir más aspectos de los candidatos, que de algunos miembros de mi familia.


En definitiva, menos mal que en nuestro país la política es más sana. Y que de nuestros políticos sólo conocemos el peinado que llevan, porque lo demás, es sólo política.

P.D.: para los indecisos X es McCain e Y es Obama.

miércoles, 29 de octubre de 2008

Una ayuda divina

Esta mañana he recorrido los stands de la Feria de la Clementina de un pequeño pueblo de mi comarca. La mandarina es la hermana pequeña de la naranja, y en los distintos puestos, habían diferentes tipos de mandarinas, hasta un total de doce tipos diferentes (clementinas, clemenvillas, satsumas, fortune, ellendale, ortanique...) pero, a simple vista, sería incapaz de diferenciarlas.

La verdad es que da que pensar. La mandarina es pequeña, sabrosa, fácil de pelar, tiene mucha vitamina C y pocas semillas.

Entonces, ¿para qué tantos tipos de mandarinas?


De pequeño, mi profesor de ciencias nos enseñó cómo conseguir rosas de diferentes colores y, si no recuerdo mal, se trataba de cortar una rama de un rosal e injertarlo en otro. El tema no funcionó, pero abrió una puerta para que la gente razonara sobre la evolución de la naturaleza.

En la actualidad, la evolución genética ha permitido desarrollar cereales resistentes a las plagas y ha lanzado un interesante debate sobre los alimentos transgénicos. Pero no tocaré este tema, que podría ser motivo de otro artículo.

Volviendo a las mandarinas, la evolución de las mandarinas está ligada a la evolución de las personas. Y si somos capaces de hacer alimentos resistentes a las plagas, también somos capaces de desarrollar la medicina para que nuestra salud sea más resitente a los ataques externos o enfermedades.

Una de los nuevos desarrollos consiste en concebir a un ser humano seleccionado genéticamante para que su cordón umbilical permita salvar a sus hermanos de enfermedades como la leucemia. La posibilidad de tener bebés seleccionados genéticamente para servir de donantes y curar a hijos gravemente enfermos es otro paso más en esa evolución. No sé si la moral o la ética tienen algo que decir en estos casos, ya que, lo mire por donde lo mire todos salen ganando. Aunque no se trata de conseguir un premio, sino de regalar vida.

La evolución en el campo de la genética va a ser un tema de debate durante los próximos años y deberemos tener en cuenta las distintas opiniones que se puedan generar en nuestra sociedad. La evolución de la especie humana y la decisión de hacia dónde queremos ir es importante para todos.

viernes, 12 de septiembre de 2008

Tiempos de crisis

El origen de las crisis es el tiempo. Es decir, tarde o temprano sucederá una crisis.


En la naturaleza, de forma cíclica, se suceden ciclos de meterología extrema. Durante un período se producen abundantes lluvias que suceden a otros períodos de extrema sequía. A estos ciclos sólo sobreviven dos estilos de naturaleza animal:
- los animales más fuertes son capaces de sobrevivir a los períodos de escasez, los adultos, enfermos, débiles... mueren; es lo que se denomina selección natural.
- los animales más previsores durante la época de abundancia consiguen racionar sus reservas durante los períodos de sequía. Superada la sequía, los animales supervivientes vuelven a disponer de un exceso de recursos debido a la poca competencia animal y acaban siendo los seres dominantes del nuevo panorama.

Algo similar ocurre con las empresas (o con las economías). Los crisis económicas son cíclicas, van precedidas de períodos de abundancia y sólo las empresas más fuertes o previsoras logran superarlas y disfrutar de un escenario de abundancia después.

Si aplicamos la misma teoría a las personas, ¿qué debemos hacer para ser más fuertes y previsores?

Yo recomendaría dos aspectos: formación continua y ahorro (o consumo responsable).

Por un lado conseguirás estar preparado profesionalmente para afrontar una crisis empresarial, por otro, podrás disponer de un cierto margen de actuación que te permita afrontar las crisis con seguridad y confianza.

De todas formas, siempre puedes tener... suerte con la crisis.

miércoles, 25 de junio de 2008

El derecho de los pobres

Imagínate que, cuando te pique el siguiente mosquito durante tus vacaciones de verano, te provoca anemia severa, confusiones, crisis mentales, el coma y la muerte. Si consigues sobrevivir, sufrirás deficiencias de aprendizaje o daños cerebrales irreversibles.

Pues es lo que le pasa a un niño cada 30 segundos en África y a una persona cada 10 segundos en el mundo.

Se llama malaria. Y es así.

Pero la malaria no es una maldición bíblica, ni tampoco es inevitable. Aunque no se dispone de una vacuna definitiva, sí que existen medidas eficaces y de bajo coste para su prevención, tratamiento y control. El tratamiento médico infantil cuesta sólo 1 € y en el caso de los adultos 2 €. Una mosquitera tratada con insecticida de larga duración cuesta unos 7 €, y un test de diagnóstico rápido, unos 5 €. Por lo tanto, la solución a corto plazo pasa por invertir masivamente en educación sanitaria básica, distribución de mosquiteras tratadas con insecticidas, tratamiento de las mujeres en período de gestación, diagnóstico precoz y acceso a tratamiento médico.

Faltan sólo siete años para 2015 y mucha gente se pregunta si se podrán lograr los "Objetivos de desarrollo del milenio", establecidos el 1990 por el entonces secretario general de las Naciones Unidas, Kofi A. Annan. Este gran reto establece hitos ambiciosos y precisos en 8 ámbitos clave para el desarrollo:
  1. La erradicación de la pobreza extrema y el hambre
  2. Lograr la enseñanza primaria universal
  3. Promover la igualdad entre géneros y la autonomía de la mujer
  4. Reducir la mortalidad infantil
  5. Mejorar la salud materna
  6. Combatir el VIH/SIDA, el paludismo o malaria y otras enfermedades
  7. Garantizar la sostenibilidad del medio ambiente
  8. Fomentar una asociación mundial para el desarrollo
Ánimo a los que están trabajando para conseguirlo.

Información extraída del artículo "El derecho de los pobres a la salud" de Daniel Ortiz para la revista "Món empresarial".

domingo, 22 de junio de 2008

Si no lo veo, no lo creo... (2ª parte)

Me veo en la obligación moral de informar sobre el resultado del proceso de selección para el puesto de "seguidor" del piloto de Fórmula I, Fernando Alonso, ya que fue uno de mis pasados artículos.


Sólo añadir que, de toda esta estrategia de marketing organizada por el patrocinador del corredor, me quedo con la reflexión de que, en esta vida, si de verdad hay algo que te fascina, que levanta pasión en tu vida, es posible conseguirlo.

Que en ocasiones conseguir aquel sueño que veíamos infinítamente remoto, tal vez no es imposible.

Sino, miremos el caso de este chico recién salido de la universidad, que en su debut en el mundo laboral, va ganar la friolera de 3000 euros mensuales, va recorrer el mundo y conocer a numerosas personas de la Formula I, su gran pasión; y que lo va hacer con la finalidad de escribir el blog de Alonso, posiblemente su héroe en la pista. Quien dice que no es posible ver cumplidos los sueños.

Conclusión: Aunque todos afirmen que no tienes posibilidades de tener exito, no abandones tus sueños.

jueves, 5 de junio de 2008

Por un mundo mejor, un granito de arena.

He leído que mi país se ha caracterizado desde hace decenas de años por su baja productividad. Y, la verdad, me ofende.

En ocasiones se dice que el clima, templado y soleado, hace que pensemos más en nuestro tiempo libre que en nuestro trabajo. En otras veces se comenta que las comidas copiosas del mediodía nos hacen bajar nuestro ritmo laboral. Buscando una explicación a las estadísticas, he llegado a pensar que, como cultura latina, buscamos una mayor socialización en nuestro entorno laboral, provocando largos descansos en horas de trabajo y alargando las jornadas laborales para compensar las numerosas pausas.


Ahora bien, somos como somos, y por eso nos visitan 60 millones de personas al año. Y eso me enorgullece. Porque tenemos una de las mejores dietas mediterraneas, porque gozamos de ese clima soleado, porque somos gente amable y dicharachera...

De todas formas, no voy a dejar pasar la ocasión de poner mi granito de arena para mejorar esa productividad; y es el siguiente: cuando asistas a la próxima reunión de trabajo haz la siguiente pregunta (en voz alta): ¿qué estamos haciendo que sea estúpido, innecesario o absurdo?

La pregunta puede que provoque una carcajada, per también anima a los compañeros de trabajo a buscar maneras de mejorar el lugar de trabajo. Si lo hacéis, nos lo explicáis...